magnify
formats

¿Existen emprendedores jóvenes en la actualidad?

Publicado en 30 junio, 2015

¿Te has preguntado alguna vez si existen los emprendedores menores de edad? Este fenómeno llama especialmente la atención en los últimos años, en los que la crisis ha económica ha obligado a hallar soluciones creativas y muchas pequeñas empresas y start ups jóvenes han brillado por ofrecer ideas geniales y novedosas al mercado actual. De hecho, los cursos de gestión pyme han destacado como una de las alternativas de formación más solicitadas para poder materializar pequeños y grandes proyectos empresariales. En primer lugar, ¿qué es lo que caracteriza a los emprendedores jóvenes? Te ofrecemos este pequeño decálogo:

  1. Pasión: Los emprendedores se entregan a su actividad con cuerpo y alma para lograr las metas y objetivos trazados. La pasión -atributo que en este caso, es el equivalente directo de vocación- es un componente esencial que hace llevadero el sacrificio e impulsa la creatividad de cada joven emprendedor.
  2. Visión de mercado y de futuro: Un buen plan estratégico y la visualización de los objetivos finales son fundamentales para una empresa. La perspectiva hacia el futuro y la capacidad de análisis de los factores y actores que intervienen en la actualidad es imprescindible para el sector.
  3. Capacidad de aprendizaje: Los emprendedores de éxito deben tener una gran elasticidad y capacidad de aprendizaje, unida a una ilusión constante parecida a la de los niños.
  4. Formación constante en nuevas tecnologías: Las empresas deben apoyarse en el potencial tecnológico, las redes sociales, la visibilidad que aportan las webs, y para ello deben formarse en un sector que está en constante cambio.
  5. Determinación y valentía: Los emprendedores tienen que aceptar los problemas, anticiparse a las dificultades, y estar en la capacidad de identificar cuando algo está mal para corregirlo. El coraje de anteponerse a las adversidades y hallar soluciones a ellas es muy importante.
  6. Creatividad e innovación: La creatividad es el proceso por medio del cual las ideas son generadas, desarrolladas y transformadas en valor agregado. No es necesario inventar lo que ya esta inventado, pero si es necesario identificar nuevas posibilidades de hacer las cosas y garantizar diferenciación.
  7. Persistencia y constancia: Toda iniciativa debe ser persistente. Tratar una sola vez y darse por vencido no es suficiente. Hay que dar un paso a la vez y buscar perfeccionarlo de manera creativa y organizada si es que no ha dado los resultados esperados a la primera.
  8. Sentido de la oportunidad: Para  el emprendeodr es fundamental detectar las necesidades, problemas y tendencias de las personas que viven a su alrededor para poder concebir alternativas de satisfacción o solución según sea el caso.
  9. Trabajo en equipo y networking– El liderazgo del emprendedor tiene como fin unificar ideas y lograr consensos ante los problemas que se le presenta haciendo que la plantilla de personas involucrada en el proyecto.
  10. Alta autoestima: Los emprendedores son optimistas y seguros, con confianza en si mismos y en las propias habilidades y capacidades.

Casos de ejemplo de emprendedores jóvenes

Existen diversos casos de ejemplo de emprendedores menores de edad, aportados por webs de referencia en el sector como emprendedores.es.

Marta Rueda (23 años) y Alberto Romero (23 años) son una psicóloga y un diseñador gráfico responsables de crear una marca de juguetes con contenido psicológico cuyo objetivo es la ayuda infantil para solventar fobias y miedos. Aunque que en un principio comenzaron como un pequeño proyecto estudiantil en 2008 con 21 años, terminó en proyecto empresarial llamado FLUFF. Ellos mismos aportaron varias claves de su éxito:

  • Introducirse en el sector de cada proyecto: En su caso, Alberto consiguió una beca para el Instituto Tecnológico de Juguetes.
  • Aprovechar los concursos, las becas y las subvenciones: Ganaron el premio CIADE y fueron seleccionados por Banespyme Orange donde les dieron un nuevo curso de formación.
  • Informarse de manera exhaustiva: Tanto para encontrar el vivero de empresa como para encontrar los fabricantes que necesitaban.

Otro es el de Capeasmadrid.es, un proyecto gestado por Javier Jover, que empezó cuando tenía 16 años y estudiaba 1º de Bachilerato. “Fuimos a una capea y me encantó. Así que cuando acabamos 2º, decidí organizar yo una para los amigos a modo de despedida. Salió muy bien y, a raíz de ésta, un amigo de un amigo me pidió que le organizase la suya y que le cobrase la comisión. Tenía 18 años. Después vino otra y otra. Y ahí fue cuando vi que había una pequeña oportunidad de negocio y decidí organizar la empresa”, afirmó en diversas entrevistas el creador de este proyecto. Gracias a él nació entonces Capeasmadrid.com, y aportó las siguientes claves:

  • Estudiar detenidamente el mercado: “Al principio, dedicaba de cuatro a cinco horas al día a pedir presupuestos, a analizar el mercado, a publicitar la empresa. Fueron momentos duros porque invertías mucho tiempo y esfuerzo y sacabas muy poquito dinero” Sin embargo, esta parte es fundamental para que el resto del proyecto salga bien.
  • Buscar alianzas. es importante lograr una red de alianzas estratégicas donde él es el elemento integrador entre fincas, proveedores (de catering, seguridad, entretenimientos) y clientes, dice Javier.
  • Romper barreras. Por su juventud, “muchas veces no digo que soy el dueño de la empresa y me dicen eso de ‘consúltalo con tu jefe”.

Cuando Jordi Alcáraz inició su andadura en Grupo Viajes Outlet, no tenía edad ni para pedir una subvención, puesto que costó 17 años. “Yo tenía claro que quería montar una empresa. No me gustaban los estudios y empecé un módulo de Gestión Administrativa. Sorprendentemente fui la mejor nota de todo el colegio. Comprendí que aquello era lo mío. Además, me gustaba mucho Internet y cada vez que alguien de mi familia o de mis amigos quería hacer un viaje, yo navegaba por la Red hasta encontrar los precios más interesantes. La noticia fue corriendo de boca en boca y cada vez había más gente que me pedía que le organizase sus viajes hasta que un día decidí hacerlo de forma profesional. Así en febrero de 2010 monté una agencia de viajes outlet en un local de Sabadell.” Para Jordi lo principal fue:

  • Buscar un buen asesoramiento. “Lo primero que hice fue pedir consejo a quien realmente sabía sobre la materia. En mi caso, fue un bufete de abogados especializado en el sector turístico. Ellos me han guiado y me han ayudado mucho en todo el proceso”.
  • Afrontar el proyecto con seriedad: “Nada más empezar, acudí a un notario para poder ser el administrador de la sociedad, tener propiedades y eximir así de responsabilidades a mis padres.
  • La prudencia. Han crecido muchísimo y ya son 59 agencias y cinco personas contratadas en la central, pero se muestra prudente: “Ahora estamos creciendo mucho pero también gastando mucho”. Son realistas.

Por último, otro caso con el que nos hemos topado en la red, es el de Placeres Ibéricos, fundada por Carlos García (21 años) y Jorge Dobón (21 años). Estudiantes de Administración y Dirección de Empresas, opinan que: “si te planificas bien, tienes tiempo para todo. Su objetivo era el de montar un negocio juntos relacionado con la tecnología, con los móviles, con la electrónica, pero la oportunidad surgió sorprendentemente a partir de otra vía: “Mi tío acaba de montar una empresa de frutas de cuarta gama y empecé a trabajar de comercial con él. Durante las visitas me di cuenta de que había una posibilidad en la comercialización de ibéricos y aceites que a mi tío no le apetecía. Así que le propuse quedarme yo con la nueva línea y lo hablé con Jorge”. La idea era hacer una primera versión para el mercado nacional, pero pronto decidieron que a medio plazo tenían que dirigirse al mercado internacional y en ello están, contactando con distribuidores internacionales, especialmente en Suramérica y Asia. Las claves que aportaron son las siguientes:

  • Nunca dejar que las buenas oportunidades escapen, incluso a pesar de que ello suponga cambiar el planteamiento inicial: “Es cierto que nosotros nos planteábamos otro tipo de negocio, pero las oportunidades están ahí y cuantas más puedes coger en la vida, mejor”. Tampoco pensaban arrancar tan pronto, pero se enteraron de una subvención cuyo plazo acababa en julio y se lanzaron.
  • Reconocer el expertise ajeno. “Somos concientes de que nos falta formación y experiencia, por eso tenemos que apoyarnos en otras personas: desde nuestros familiares hasta los propios proveedores y clientes.
 
 Share on Facebook Share on Twitter Share on LinkedIn
© Copyright Educacionline - Todos los derechos reservados - Tel.: 902 10 14 10